EL MOVIMIENTO OBRERO DURANTE LA RESTAURACIÓN.

1. Causas de los movimientos obreros.

2. Anarquismo.
2.1. Ideas básicas.
2.2. Atentados.
2.3. La Federación de Trabajadores de la Región Española (FTRE).
2.4. La Confederación Nacional del Trabajo (CNT).

3. Socialismo.
3.1. Concepto.
3.2. El Partido Socialista Obrero Español (PSOE).
3.2.1. Cuándo y quién lo fundó.
3.2.2. Doctrinas.
3.2.3. Historia.
3.3. La Unión General de Trabajadores (UGT).


El nacimiento del movimiento obrero español nació sobre el año 1868, aprovechando la libertad de la nueva democracia y el crecimiento económico de años anteriores. Se organizó alrededor de las ideologías anarquista y socialista aunque antes ya había habido intentos de organizaciones basadas en socorros mútuos o cooperativas obreras. Las causas de este nacimiento fueron los conflictos entre trabajo y capital y la explotación de la que eran victimas los obreros durante la Revolución Industrial. Fueron adquiriendo conciencia de su situación y buscando alternativas para acabar con la explotación a la que eran sometidos.

El anarquismo es una ideología que rechaza la autoridad del estado, la iglesia y el ejercito, quiere libertad individual, son apolíticos y luchan por la abolición de la propiedad privada. Se reorganizó muy lentamente aunque podían actuar abiertamente desde 1881. El anarquismo estaba implantado notablemente en Cataluña, Aragón, Valencia y Andalucía tanto en fábricas como en los jornaleros. Las divisiones internas, la escasa organización y la represión policial hicieron que a finales de los años ochenta los obreros y los campesinos anarquistas se decantaran por la organización sindical y la reivindicación pacífica aunque los más radicales optaron por la “acción directa”, la huelga violenta o los atentados.

Durante esta época se sucedieron una serie de atentados y sus respectivas respuestas del Estado. Atentaron contra Martínez Campos en 1893 y sobrevivió. El autor fue ejecutado. Meses después en protesta por la ejecución del anarquista, hubo una bomba que causó veinte muertos y docenas de heridos en el Liceo de Barcelona. En 1896 hubo otro atentado pero este más sangriento que derivó en el llamado Proceso de Montjuich, un proceso lleno de irregularidades y de falsas confesiones obtenidas mediante tortura que acabó con la ejecución de los supuestos culpables. La respuesta de los anarquistas fue el asesinato de Cánovas en 1897. También atentaron contra Alfonso XIII dos veces y logró salir ileso.

Surgen dos vías anarquistas de organización la F.T.R.E. y la C.N.T.

La Federación de Trabajadores de la Región Española fue una organización fundada en Barcelona en 1881 por la iniciativa de Josep Llunas i Pujals, tras la disolución de la Federación Regional Española. Es una organización de carácter anarquista y sindicalista, reprimida en la que participan obreros y campesinos. Mientras que la Confederación Nacional del Trabajo es una unión de sindicatos autónomos de ideología anarquista. Fundada en 1910 en Barcelona a partir de grupos organizados en torno al sindicato “Solidaridad Obrera”. Sufrió grandes represiones y tuvo que adoptar vías revolucionarias, sobre todo tras el fracaso de la Huelga general de 1917.


El socialismo es una ideología que defiende un conjunto de doctrinas para la transformación de la sociedad, obtención de la igualdad jurídica, social y económica de los ciudadanos, abolición de las clases y de los privilegios. Optan por la vía revolucionaria pero dirigida por el partido, vanguardia de la acción y medio de concienciación obrera para la lucha de clases revolucionaria.

En 1874 los socialistas madrileños, tipógrafos, algún intelectual y artesanos, se organizaron y fundaron en Mayo de 1879 el Partido Socialista Obrero Español (P.S.O.E.), encabezada por Pablo Iglesias.

Su programa defendía la abolición de las clases y la emancipación de los trabajadores, la transformación de la propiedad privada en propiedad social o colectiva y la conquista del poder político por la clase obrera además de una lita de reivindicaciones políticas de carácter laboral que pretendían la mejora de las condiciones de vida de los obreros. En 1888 tuvo lugar en Barcelona el primer congreso del PSOE, que se constituyó como organización nacional y adoptó el sistema de congresos periódicos para definir su línea ideológica.

En 1890 se celebró por primera vez el 1º de Mayo. Se produjeron numerosas manifestaciones como en Madrid, 20.000 personas. En Bilbao se prolongó ante los despidos de los líderes, en una huelga general.

Desde ese año el PSOE presentó candidatos a las elecciones y en las municipales de 1891 por primera vez cuatro concejales fueron elegidos.

El PSOE poco a poco fue ganando en popularidad y en afiliaciones. Se opusieron a la guerra con Cuba, al servicio militar discriminatorio y denunciaron la guerra como imperialista y antisocial. En 1905 consiguió 75 concejalías en varias ciudades, entre ellas Madrid. Tras “la semana trágica en Barcelona” los socialistas convocaron 100.000 personas en Madrid para protestar contra la represión del gobierno de Maura. Tiempo más tarde consiguieron colocar en las Cortes al primer diputado socialista, Pablo Iglesias. Y en 1918 se consiguió colocar ya a 6 diputados en Cortes. Sin embargo tenía una crisis interna y una división entre sus dirigentes: entre los revolucionarios puros, críticos con la participación política y siempre dispuestos a la acción revolucionaria a través de la huelga general. Es el caso de Largo Caballero. Del otro lado, los seguidores del revisionismo del alemán Bernstein. Aquellos que exigen la participación política como medio natural de mejorar las condiciones de vida y laborales de la clase obrera, sacrificando incluso la vía revolucionaria. Sus principales seguidores eran Indalecio Prieto, Fernando de los Ríos o Julián Besteiro.

Durante la dictadura el PSOE fue tolerado por el dictador, participando incluso en las instituciones de la Dictadura hasta que las condiciones económicas y el debate interno sobre este apoyo le llevaron a rechazarlo e iniciar la critica abierta.

La Unión General de Trabajadores (U.G.T.) es un sindicato de inspiración socialista destinada a mejorar las condiciones de vida y trabajo de obreros por medio de la negociación, demandas al poder político y la huelga. Creado en 1888 tuvo su mayor momento de afiliación y de protagonismo político y revolucionario entre 1915 y 1923.